Porcelana Fria, Artes Decorativas & Cupcakes

Pareja

¡S.O.S. no consigo encontrar pareja!

¡S.O.S. no consigo encontrar pareja! en cosmopolitan.com.es¿Andas de bajoncillo porque no consigues encontrar pareja? ¿Te preguntas millones de veces por qué todas tus amigas tienen novio y tú no? ¿Te sientes un poco bicho raro? STOP! Analiza tu vida y tu forma de pensar para saber qué está pasando. Sonia Almela Ortas, coach de Cuestión de Coaching, nos plantea 11 cuestiones para reflexionar.

1. Lo primero que no hemos de preguntar es: ¿Quiero encontrar pareja? Podemos sentirnos suficientemente completos con nuestras ocupaciones, familia y amigos y realmente no necesitar una pareja que venga a poner patas arriba nuestra vida.

2. Y ¿por qué quiero encontrar una pareja? Puede que estemos estupendamente de solteros; pero claro: vemos esta película romántica o quedamos con aquellos amigos emparejados que parece que lo tienen todo, y entonces sentimos que nos falta algo… Sin embargo, hay miles de personas singles, independientes, felices y realizadas y miles de personas emparejadas, dependientes, infelices y no realizadas. Al igual que lo contrario. ¡Así que no se trata de tener o no tener pareja!

3. ¿Buscas una nueva pareja o una copia de tu ex? ¿Guardaste el luto necesario del fin de esa relación? Coge lo bueno que hubo, y aprende de lo malo. Luego despídete de esa fase de tu vida y sólo así te dejarás el terreno libre para dar paso a nuevas experiencias maravillosas.

4. No por haber roto con tu chico de juventud, ni porque fuera un amor de años y años, va a ser peor esta nueva relación. Eso es lo que te venden en las películas porque sólo duran a lo sumo dos horas. Pero la vida da para mucho más. Si te paras a pensar, puedes encontrar ejemplos de relaciones duraderas y horribles y de lo contrario. Una buena relación no se mide por la cantidad de tiempo sino por su calidad.
¡S.O.S. no consigo encontrar pareja! en cosmopolitan.com.es

5. ¿Para qué pones tantos obstáculos en conocer mejor a nuevas personas? Que salgas con ellas más de una vez no quiere decir que les estés pidiendo matrimonio.

6. Tampoco hace falta ir probando con todo hijo de vecino y llevarte a casa a cualquier amigo para “saborearle” antes que nada. No desperdicies la magia de algo que podría ir más allá si te dieras tiempo para profundizar en la relación.

7. ¿Tienes vida social? No te digo que salgas todos los días a la discoteca. Hay muchas formas de abrirse a la sociedad: apuntarse al gimnasio, a voluntariado, a las comidas de trabajo, a las celebraciones de cumpleaños, a las fiestas benéficas, a cualquier curso o a salir por ahí con esas amigas que todavía no conoces mucho. No seas perezosa y ¡actívate!

8. ¿A qué aspiras? ¡Hasta Brad Pitt o George Clooney tienen defectos! ¿Qué valores buscas en tu pareja? Por supuesto que no va a tener todos los que te gustarían, pero reflexionando, a lo mejor te das cuenta de que no es tan importante que tenga una nariz perfecta como que, por ejemplo, tenga sentido del humor.

9. ¿Qué estás dispuesta a ceder tú? ¿Tu tiempo? ¿Tus comodidades? ¿Tu serie de los viernes? ¿Tu orgullo a prueba de bombas?

10. ¿Y qué si tiene hijos o los tienes tú? Piensa que hay una edad en la que podemos haber pasado por varias experiencias que nos han hecho evolucionar.

11. ¿Buscas a alguien que te haga feliz o buscas ser feliz y compartirlo si llega el caso? Tú eres la protagonista de tu vida. Vívela, ¡con o sin pareja!

[eduKndo Group] [Porcelana Fria, Artes Decorativas & Cupcakes]


El Arte de Escuchar a tu Pareja

file0001306666590

Para conversar estamos “mandados a hacer” ya que nos encanta hablar, hablar, hablar… y mas hablar. Hablar por aquí, hablar por allá, con el vecino, con la familia, con la prima, con los hijos, con el quiosquero, con el carnicero y pare usted de contar. Y no está para nada mal el comunicarse porque es parte de nuestra vida y por demás es muy importante. Pero… ¿Cuantos se disponen a ESCUCHAR? Si a escuchar atentamente lo que se dice en esa conversación. En esta oportunidad hablaré del ARTE DE ESCUCHAR a tu pareja.

Pareciera que escuchar es algo que viene “defectuoso” desde el principio de una relación, el inicio de la misma viene cargado de romance, de amor, de éxtasis, de las mariposas y bla bla bla… Solo escuchas el bum bum de tu corazón y las palabras que emite tu príncipe azul son notas melodiosas en todo momento. Nada le cuestionas, todo lo “oyes” armonioso, estas de acuerdo en todo lo que diga y todo bien hasta que…

!Si! Esos momentos donde y el idilio pasó es ahí donde caes en la realidad y entiendes que quizás no todo es como parecía, ya no encuentras melodioso ni su tono de voz ni lo que dice ni nada.

Definitivamente escuchar es un arte ya que en ese momento donde callas todo lo que te dice tu mente y te permites ENTENDER  lo que quiere decir la otra persona y este caso especial lo que dice tu pareja. Puedes darse cuenta de lo que transmite con su cuerpo: enojo, alegría, miedo, frustración y todas aquellas emociones las cuales ignoras porque estas mas al tanto de lo que tienes en mente para decirle lo que sentiste hace semanas o peor aun hace meses, años o de gritarle lo que te molesta de su manera de ser.

Escuchar permite captar toda la información completa de una determinada situación, es el canal predilecto de la comunicación. Por ejemplo:

“Luis y Ana cada vez que quieren hablar sobre el tema de ir a buscar a los niños terminan discutiendo, enojados, gritándose ya que Luis alega que hay dos días a la semana en que no puede ir a buscarlos porque a esa hora se mantiene en reunión. Ana por su lado le grita diciéndole que siempre es lo mismo, que se lo dice a ultima hora y es un todo un lío ir a buscar a los niños, además saca temas a relucir de tiempos pasados similares a este donde el echarse la culpa es lo que importa. !No me escuchas! !No me entiendes! Uff que agotador. Pero un día Ana cansada se da cuenta de que es terrible vivir así ¿Como es posible que no se entiendan? Si el dice algo ella le grita para que entienda lo que ella tiene que decir !Es absurdo!. Decide platicar con el a solas y cuando estén calmados es en ese momento en que Ana calla el malestar de su mente y ESCUCHA lo que tiene que decir su esposo. Mientras habla va entendiendo el motivo por el cual su esposo no puede ir, los días en que no puede hacerlo, los días que si puede, como se siente y además escucha melodiosamente en que el le pide su apoyo y le da apoyo también a ella solo que necesita que se pongan de acuerdo en el horario para resolver el inconveniente.

Escuchar atentamente permite entender la posición del otro, diseñar una empatía y ademas te permite a ti aclarar tus puntos buscando compatibilidad en la información dicha  por el otro y llegando juntos a una solución en caso de que hayan conflictos y si la escucha activa se presta para momentos calmados y alegres el cariño y la unión se acrecientan mucho mas.

Para ser escuchados primero tienes que escuchar tu sin querer adelantarte a lo que quiere decir el otro y eso permite ordenar tus ideas para responder y ser entendida, puedes hacer preguntas para aclarar los malos entendidos. Realmente escuchar es un arte tómalo para ti con amor y así puedas entrar en el mundo del entendimiento, la comprensión y la confianza.

[eduKndo Group] [Porcelana Fria, Artes Decorativas & Cupcakes]